×
Cadena 3

Adiós a un rara avis

Murió Wilbur Smith, autor bestseller de aventuras y África

El escritor sudafricano con más de 140 millones de ejemplares vendidos, falleció el sábado a los 88 años "inesperadamente", según anunciaron en su cuenta de Twitter.  

14/11/2021 | 15:03

El escritor sudafricano Wilbur Smith, creador de bestsellers mundiales sobre thrillers y aventuras con títulos como "El destino del cazador" o "Los que están en peligro" y con más de 140 millones de ejemplares vendidos, falleció el sábado a los 88 años "inesperadamente", según anunciaron en su cuenta de Twitter.

"Lamentamos anunciar que el amado autor bestseller mundial Wilbur Smith falleció inesperadamente esta tarde en su casa de Ciudad del Cabo, con su esposa Niso al lado", indicó el tuit, que fue firmado por la oficina de Smith. "Estamos muy agradecidos con sus millones de fanáticos en todo el mundo que apreciaron su increíble escritura y se unieron a todos nosotros en sus asombrosas aventuras".

/Inicio Código Embebido/

/Fin Código Embebido/

El escenario de su tierra natal, África, las sagas familiares que le imprimen identidad y continuidad a sus novelas y un rigurosos contexto histórico, como soporte de las aventuras hilvanadas por su fértil imaginación, son la razón del éxito de Wilbur Smith, quien desde su primera novela se convirtió en un auténtico bestseller, algo que sólo ocurre con un puñado de autores en todo el mundo.

Aunque su obra hizo pie en estos escenarios, él siempre destacaba que la clave de su éxito radicaba en que contaba historias de amor: "El núcleo de todas mis novelas es una historia de amor. Según mi experiencia, la gente se interesa por la gente, sobre todo por las historias de amor. Desde la Biblia a Shakespeare, siempre se está escribiendo sobre lo mismo, historias de amor", había dicho en diálogo con Télam en una de sus visitas al país.

Para ser bestseller, el requisito más importante es construir una relación de confianza con los lectores. No me pesa en absoluto ser considerado dentro de esta categoría por los críticos

Smith fue -y seguirá siendo- el escritor detrás de esas tapas de gigantes tipografías que anuncian su nombre con colores potentes brillantes, reconocibles en cualquier librería o kiosco de la Argentina por su diseño y por la dimensión voluminosa de las obras.

Durante años integró el podio del autor más vendido, mote que nunca le molestó, como dijo a esta agencia en 2009: "Para ser bestseller, el requisito más importante es construir una relación de confianza con los lectores. No me pesa en absoluto ser considerado dentro de esta categoría por los críticos. Shakespeare era un escritor popular en su tiempo y hoy es la mayor figura literaria de la lengua inglesa".

Smith visitó la Argentina varias veces por razones literarias y otras que hoy sin dudas cuestionadas: la caza y la pesca de trucha. Es que el escritor era amante de la práctica de la caza, un hobby que reflejaba como orgullo y como condición de posibilidad para acceder a aquello que siempre se le destacaba de sus obras: la capacidad para narrar "el corazón de África" a través de aventuras.

El núcleo de todas mis novelas es una historia de amor. La gente se interesa por la gente, sobre todo por las historias de amor. Desde la Biblia a Shakespeare, siempre se está escribiendo sobre lo mismo, historias de amor

Nacido un 9 de enero de 1933 en Rhodesia del Norte, ahora Zambia, en África Central, hijo de padres británicos, pasó los primeros años de su infancia en el rancho de su papá, entre bosque, colinas y sábana, y vivió allí hasta el día de su muerte. Sobre la lectura que plasmaba en sus historias sobre su lugar de origen, decía: "La historia de África, desde la perspectiva de un inglés es totalmente distinta a la de un zulu, cuyo padre ha sido un jefe de la tribu; en mis libros trate de ver la historia del continente desde los ojos de diferentes personas".

Smith saltó a la fama en 1964 con la publicación de su primera novela, "Cuando comen los leones", en la que retrata la historia de un joven que crece en una granja de ganado en Sudáfrica. A partir de ahí, desarrolló la saga de la familia Courtney a lo largo de muchos volúmenes, siguiéndola durante tres siglos, desde África colonial hasta el apartheid, lo que la convierte en "la más larga de la historia editorial", según destacó su editor a la agencia AFP. La saga la integran libros como "Cuando comen los leones", "Retumba el trueno", "Furia", "Tiempos de morir", "Zorro dorado", "Aves de presa", "El monzón" y "El juramento".

Desde los primeros colonos holandeses hasta el apartheid y la descolonización, se dedicó a contar la historia de Sudáfrica y Rodesia del Norte (actual Zambia), donde él mismo nació de padres británicos en 1933. Luego, su narrativa viró en un serie egipcia que dejó títulos como "Río Sagrado", "El séptimo papiro" e "Hijos del Nilo". En total publicó 49 obras, que fueron traducidas a más de 30 idiomas y vendieron unos 140 millones de ejemplares. 

Te puede interesar

Libro de diálogos de Borges y Osvaldo Ferrari llegó a Japón

Dos libros que fascinaron al influencer Jaime Altozano

Lo último

Murió la escritora española Almudena Grandes a los 61 años

La teoría conspirativa que desató la Segunda Guerra Mundial

El misterio que nadie supo resolver en más de 350 años

Tres tips para ser más creativos, de Facundo Arena